Final Fantasy Versus XIII en Kingdom Hearts 3

Kingdom Hearts 3 apenas lleva más de una semana en el mercado y, los que ya hemos podido jugarlo, todavía continuamos descubriendo secretos sobre él y digiriendo algunos de sus aspectos. Avisamos que este artículo contendrá SPOILERS de la última entrega de la dupla Disney-Square Enix.

Una de las mayores sorpresas de este título la hemos hallado en su final secreto, lanzado al mercado a través de un parche unos días después del lanzamiento en Japón.

En él, vemos a Sora (cuyo destino tras el juego no está todavía del todo claro) despertándose en el barrio tokiota de Shibuya… pero no la Shibuya real, sino la que vemos en otro de los títulos creados por Tetsuya Nomura: The World Ends With You (ese 104 en lugar del 109 real lo delata).

Mientras tanto, Riku hace lo propio, pero en Shinjuku, también en la capital nipona… ¿O quizás en algún sitio MUY inspirado en Shinjuku… como lo es Insomnia (Final Fantasy XV)? De fondo, las primeras notas musicales nos traen inevitablemente a la mente ese «Somnus» (Kingdom Hearts y Final Fantasy XV comparten compositora en Yôko Shimomura) que sonaba en el primer tráiler de Final Fantasy Versus XIII. Sobre Riku, en uno de los edificios, vemos a Yozora, protagonista de un videojuego dentro del mundo de «Toy Box» (Toy Story) y al que está enganchado Rex, titulado Verum Rex.

El significado de todo esto aún está lejos de definirse, al menos hasta que el director y guionista, Tetsuya Nomura, no se pronuncie o se vayan mostrando novedades de un posible DLC o secuela. Sin embargo, sí podemos ir recopilando las pistas que nos va dejando el director de Kingdom Hearts 3 a lo largo de la historia sobre los posibles trayectos que puede tomar la narrativa respecto a este Verum Rex y su vínculo directo con Final Fantasy Versus XIII.

¿Casualidad o intencionalidad?

Cuando se descubrió al mundo el aspecto que tendría Riku en Kingdom Hearts 3 las redes sociales se llenaron de memes: era evidentísimo el parecido que guardaba con el protagonista de Final Fantasy XV, Noctis, creado a su vez por Nomura.

Como muchos sabrán, antes de Final Fantasy XV estaba Final Fantasy Versus XIII, proyecto asimismo ideado por Nomura como contraparte de Final Fantasy XIII. Los primeros avances prometían una fantasía situada en un mundo realista, con un protagonista que era un príncipe con poderes que había estado en más de una ocasión vinculado a la muerte (Eos). Su nombre era Noctis Lucis Caelum, y frente a él teníamos a la protagonista femenina (de la que también hablaremos): Stella Nox Fleuret.

Cuando Versus XIII se prolongó tanto en el tiempo por un complicado desarrollo el proyecto cambió de equipo, de plataforma y de título, pasando a ser Final Fantasy XV para PlayStation 4 y dirigido por Hajime Tabata, mientras a Nomura lo apremiaban para que sacase este Kingdom Hearts 3.

Muchas conjeturas se han escrito sobre esta historia (de la que oficialmente se sabe poco), probablemente la mayoría de ellas inciertas, pero lo que sí parece percibirse es que Nomura sigue queriendo transmitirnos algo de su proyecto Versus XIII… a través de Kingdom Hearts.

Así, lo que empezó como una avalancha de memes y comentarios superficiales (Nomura siempre ha tenido fama de autoplagiarse en sus diseños) sobre Riku asemejándose a Noctis, puede que llegue a ser algo con más sustancia e intencionalidad que lo que pensábamos inicialmente.

No es Versus XIII… ¡es Verum Rex!

Cuando aterrizamos en «Toy Box», lo primero que nos salta es una escena de varios personajes, uno de ellos claramente muy parecido a Riku/Noctis peleando en una ciudad moderna (¿Tokio?) para rescatar a una misteriosa muchacha vestida de blanco con un colgante en forma de estrella. Cuando acabamos de ver el título, Verum Rex, vemos que se trata de un videojuego de moda dentro del universo de Toy Story. Rex incluso confunde a Sora con el héroe de esta historia, Yozora (si llega a ser Riku le da un patatús).

Las similitudes entre Riku, Noctis y Yozora son obvias, ya lo hemos dicho, ¡pero es que además los propios Donald y Goofy aseguran en «Toy Box» que el protagonista de Verum Rex debe de ser Riku!

Yozora significa en japonés cielo nocturno, por lo que un acercamiento inicial a Sora (cielo en el mismo idioma) parece justificado. Más aún lo está su referencia directa a Noctis Lucis Caelum (cielo nocturno luminoso en latín). Nomura claramente quiere hacernos un guiño… ¿O decirnos algo?

Siguiendo con el latín, el significado detrás de Verum Rex es «verdadero rey». De este modo, se crea otro enlace con el argumento detrás de Versus XIII/Final Fantasy XV (el del príncipe destronado) y un probable guiño por parte de Nomura a la supervivencia (de algún modo) de su proyecto original, ahora en Kingdom Hearts, otra de sus criaturas.

Además, fonéticamente Versus XIII y Verum Rex son similares (más aún en español; aunque supondremos que Nomura esto no lo sabe). En cualquier caso, «verum» y «versus» sí suenan de manera muy similar y esto también se hace extensible al japonés.

Noctis y Luna, Noctis/Yozora y Stella, Riku y Naminé

Avanza el juego, llegamos al final, y para sorpresa (o no) de muchos Nomura nos regala una escena con claros tintes románticos (quien esté acostumbrado a ver anime sabrá a qué me refiero) entre Riku y Naminé… ¿Riku y Naminé? ¿Pero no eran Roxas (del cual por cierto ni rastro ahí) y Naminé? De nuevo surgen los comentarios porque, claro, lo cierto es que Naminé nos recuerda mucho a Luna (anteriormente Stella e interés romántico de Noctis).

Partiendo de un diseño muy similar: pelo rubio (Stella además lo llevaba suelto y en un corte algo parecido al de Naminé), vestidos blancos… El caso es que, uno de los pocos momentos protagonizados por Naminé en Kingdom Hearts 3 nos la muestran con forma de estrella (no hace falta estrujarse mucho los sesos para entender lo que significa «stella»). Y es en ese mismo momento donde, hablando con Sora, éste le menciona a alguien especial para él (en referencia a Riku) que no le fallará a ella a la hora de que pueda obtener un cuerpo propio.

Justamente, en el «tráiler conceptual» de Final Fantasy XV titulado Omen (el que se considera que se mantiene más cercano a la visión de Versus XIII) un joven Noctis le dice a Luna esas mismas palabras: «No te fallaré» (en inglés, en ambos casos usan la expresión «He/I won´t let you down»). Y hablando de Omen

¿Bahamut como jefe final?

Al final de Omen nos encontramos con Regis hablando con «alguien», no sabemos muy bien de quién puede tratarse (nunca se muestra), pero su aura es amenazante. De hecho, antes de la salida de Final Fantasy XV, el público teorizaba con que pudiera tratarse del villano de este título, Ardyn… Sin embargo, se trata de Bahamut.

En Final Fantasy XV, la popular invocación de la saga aparece como una deidad aparentemente neutral… que no duda en sacrificar a Noctis de llegar a ser necesario (como en su día hicieron con Ardyn). No es que sea exactamente un antagonista (nos ayuda durante el último combate), pero tampoco podemos asegurar que se trate de un ser benigno. 

De vuelta a «Toy Box» en Kingdom Hearts 3, Rex indica que todavía no ha podido derrotar a Bahamut en Verum Rex, ofreciéndonos dos pistas: que en dicho juego se trata, a priori, de un villano; y de que Verum Rex ya se encuentra oficialmente unido a Final Fantasy

¿Quizás la idea inicial de Nomura en Versus XIII era que tuviéramos que hacer frente a Bahamut (sabemos que Ardyn fue introducido como villano más adelante en el desarrollo) y eso quedó reflejado en Omen y, con algo más de ambigüedad, en Final Fantasy XV? ¿Llegará a aparecer algo de esto en algún futuro Kingdom Hearts? ¿Veremos a las invocaciones en la franquicia que comparten con Disney?

Al final, solo el tiempo confirmará o desmentirá nuestras sospechas. Por ahora, parece haber algo de certeza en que Sora (¿quien está muerto? Aún no lo sabemos) se aproxima a un mundo vinculado en cierto modo con la muerte, como lo es el de The World Ends With You (recordemos también que nuestro protagonista ya había tenido contacto directo con los personajes principales de este otro título de Nomura en Dream Drop Distance).

Riku, por su parte, y sin saber aún si se encuentra o no en el mismo mundo que Sora, puede jugar a ser ese «verdadero rey» del título, en frontal confrontación (¿o camaradería?) con Yozora. No sería descabellado pensar que Naminé y Kairi puedan asimismo tener un papel de cierta relevancia, la primera como ese enlace directo con Luna/Stella y la segunda porque DEBERÍA ser quien más activamente busque a Sora en esta ocasión.

¿Qué pasa con Final Fantasy XV?

La división en el fandom de Final Fantasy, la cual empezó a percibirse a partir de la doceava entrega de la saga (puede que incluso con la secuela del Final Fantasy X y con el estreno de La fuerza interior), lleva bastantes años agrandándose. Pero, ¿qué lo ha causado y sigue causando, y cómo afecta eso a la nueva entrega de la franquicia: Final Fantasy XV? De eso va a tratar nuestro debate de Final Fantasy en esta entrada.

Como muchos sabrán, para la mayor parte del fandom la era dorada de Final Fantasy llegó con la época de la PSOne. Las entregas séptima, octava y novena conforman un trío que todavía en la actualidad sigue siendo considerado de lo mejorcito que nos ha dado Square Enix (por aquel entonces Squaresoft), con un encanto y magia especiales que son difíciles de superar. La décima entrega no se queda muy atrás, siendo asimismo la favorita de muchos. Las continuaciones no lo tenían fácil.

noctis-iris4

Sin embargo, no es solo que no lo tuvieran sencillo, sino que, por otro lado, pareciera que Square Enix todavía no hubiera sabido adaptarse del todo a los nuevos tiempos. Es como si aún estuvieran buscando su sitio en esta nueva era. Con Final Fantasy XII, llegaron los cambios más significativos en el sistema de batalla, que a pesar de todo seguía siendo por turnos (aunque el hecho de que lo dinamizaran más y lo volviesen más interactivo hace parecer que fuese más orientado a la acción). Con Final Fantasy XIII la ruptura fue prácticamente total: ausencia de ciudades, mundo cerrado y pasillero (salvo la última parte del juego), largos diálogos que parecían sacados del más estereotipado de los animes y la no existencia de las emblemáticas tiendas o posadas provocaron que muchos le dieran la espalda a la saga. Las dos secuelas de Final Fantasy XIII no hicieron más que aumentar el rechazo, a pesar de los intentos de Square Enix por arreglar lo del mundo abierto, la inclusión de ciudades o incluso de tiendas en forma de señorita vestida de chocobo.

¿Qué sucede entonces con Final Fantasy XV, un juego que todavía no ha salido al mercado (será el 29 de noviembre)? Vamos a ver los principales puntos por los que algunos incluso ya lo han llegado a tachar de «decepción»:

No es un «verdadero Final Fantasy»

Es la queja que más suele repetirse. En realidad, es una objeción que llevamos oyendo desde el Final Fantasy XII (o incluso con el X-2, como adelantábamos), pero que en este caso ha llegado a niveles alarmantes: se han perdido totalmente los combates por turnos, manejamos a un solo personaje y el elenco es demasiado homogéneo (y encima solo está compuesto por cuatro personajes más invitados puntuales).

ffxv3

En realidad, el concepto de «verdadero Final Fantasy» (también denominado como «la esencia de Final Fantasy«) es algo tan subjetivo que es difícil ver qué es exactamente el qué. Por ejemplo, para una servidora la esencia de los Final Fantasy reside en su historia y, sobre todo, el carisma de sus personajes. Sí, el sistema de batalla es importante a la hora de divertirse, pero quién dice que tienen que ser por turnos para poder entretenernos. Un juego de The Legend Of Zelda no es menos JRPG (Japanese Role Playing Game) por estar más orientado a la acción que los Final Fantasy clásicos. Y nadie discutiría normalmente la calidad de los Zelda.

Sí estamos de acuerdo en que el elenco de personajes principales resulta bastante homogéneo (personalmente, los diseños que más me gustan son los de Luna y Regis… aparte del Noctis mayor), pero esto tampoco es algo que ocurra por primera vez en un Final Fantasy: en el VIII todos eran humanos, jóvenes y guapos; en el Final Fantasy X-2 nos acompañaba todo el tiempo un grupo de tres chicas (también jóvenes y guapas) y en la trilogía de Final Fantasy XIII la mayor «discrepancia» era que había un negro con pelo afro. Incluso en el Final Fantasy XII el equipo estaba compuesto por humanos jóvenes y una viera (que vendría a ser Naomi Campbell con orejas de conejo). Es cierto que preferimos repartos más llamativos, como los de Final Fantasy VI, Final Fantasy VII o Final Fantasy IX, pero lo cierto es que un elenco homogéneo no es necesariamente sinónimo de un mal juego, mucho menos de un mal Final Fantasy. Quejas sobre el reparto de esta quinceava entrega nos llevan asimismo al siguiente punto…

ffxv-grupo

¿Un juego machista?

¿Cómo puede ser, a estas alturas del siglo XXI, que no haya ni una sola chica en medio de todo este campo de nabos? ¡Sacrilegio! Algo así es el pensamiento que ocupa a este grupo de discrepantes con esta entrega.

Si bien es cierto que puede chocar la ausencia de mujeres (que tampoco es tal, puesto que sabemos que al menos Iris y Luna formarán parte de nuestro equipo momentáneamente) en un Final Fantasy, una vez más deberíamos tener en cuenta que no es la primera vez que esto sucede: en Final Fantasy X-2 el grupo era (lo repetimos) un grupo de tres chicas que, para más inri, desprendían montones de conductas estereotipadas femeninas (o propias de mujeres en anime): saltitos, grititos, cambios de trajes extravagantes y cantos. Sólo les faltaba ponerse a hablar sobre tíos buenorros y… (oh, espera). Sin embargo, en aquel entonces no hubo quejas al respecto, a pesar de que estereotipar a la mujer puede llegar a ser incluso más machista que el mostrar solamente a hombres (y, como mujer, no suelo sentirme identificada con ninguna de estas conductas).

Además, en Final Fantasy XV la historia parte de la idea de un viaje de un príncipe y sus personas de mayor confianza (y que vendrían a ser sus amigos) antes de su boda: una despedida de soltero en toda regla. Pero no solo eso, también nos encontramos con que la principal relación romántica que habrá en el juego, la de Noctis y Luna, intercambia totalmente los papeles: Luna es la mayor, madura y segura de sí misma, es una persona activa y autosuficiente; Noctis en cambio se nos muestra como un joven inseguro, tímido, algo reacio a cumplir con el papel que le ha tocado desempeñar en el mundo y en la historia. Es cierto que Kingsglaive no le hace toda la justicia que debiera a esta supuesta Luna, fuerte y sin la necesidad de protección de un hombre, pero al menos en los avances que hemos podido ver del juego esta es la Luna que más se percibe. Para muestra, una escena: Luna hablándole enérgicamente a un público embelesado… entre el que se encuentra Noctis. Así que, al menos hasta que tengamos la oportunidad de poder disfrutar de Final Fantasy XV: machismo, ¿dónde?

luna-gif-2 noctis-gif-2

No es Final Fantasy Versus XIII

De entre todas las quejas, esta es la que personalmente encuentro más difícil de comprender. En realidad sí que la entiendo, pero desde una perspectiva de fan fiction, es decir… Versus XIII tan solo existía en nuestras mentes. Así, todo lo que creíamos saber de dicho proyecto, de Stella, de la yakuza en Insomnia… era algo que habíamos desarrollado con nuestra imaginación. Poco más se puede sacar de trailers que duran a lo sumo cinco minutos (y que era lo único que teníamos de Versus XIII). Es como si creyésemos saber cómo va a ser Rogue One: Una historia de Star Wars a estas alturas de la vida, habiendo visto solo un par de avances.

Es cierto que era Tetsuya Nomura el que se encontraba detrás del proyecto, un nombre muy aclamado en la comunidad gamer actual (es el director de la saga Kingdom Hearts y conocido diseñador de personajes dentro de la franquicia), pero también lo es que Nomura no tiene en su currículum un historial de personajes femeninos realmente destacables (ejemKairiNamineejem); y sin embargo de ahí hay gente que ha llegado a creer que Stella habría sido un personaje femenino unas 623232 veces mejor que Luna. Cuando no hemos (a día de hoy) llegado a conocer ni a una ni a la otra. Ver para creer.

ffxv-luna-gentiana

Por otro lado, tampoco sabemos hasta qué punto Final Fantasy XV ha cambiado lo que iba a ser Final Fantasy Versus XIII. Es cierto que ya no está Stella, pero sí una mujer rubia que viste de blanco, que proviene de un reino rival al de nuestro protagonista y que se encuentra relacionada de alguna manera con un misterioso encapuchado. Tres cuartas partes de lo mismo sucede con la yakuza: en aquel entonces había hombres trajeados de negro sentados en torno a Regis; ahora tenemos a personas con túnicas y colores oscuros sentados en torno a Regis (visiblemente más mayor). Es cierto que Insomnia ha adquirido un tono más medieval, pero la influencia del Tokio actual o de incluso otras grandes y conocidas ciudades como Berlín siguen siendo perfectamente perceptibles. Conceptos como el cambio de color de ojos de Noctis, el que puedan ver las almas que van a expirar o la existencia de una «diosa Etro» continúan estando presentes en Final Fantasy XV.

En definitiva…

En contra de Final Fantasy XV juegan dos grandes factores: su largo periodo de desarrollo, desde que era Versus XIII, con cambios de plataforma, director y equipo incluidos; y que lo precede Final Fantasy XIII (Final Fantasy XIV es online y no suele incluirse dentro de la misma categoría que el resto, con excepción del Final Fantasy XI). Por eso mismo el propio Hajime Tabata (director) se ha intentado desvincular de las aventuras de Lightning y compañía en medida de lo posible (no vamos a entrar en el debate de si el vapuleo a la treceava entrega está justificado o no, eso da para otra entrada).

Sin embargo, adelantarse a la salida del juego mismo y asegurar que éste va a ser «un fracaso» nos parece cuanto menos algo… precipitado. No solo porque nos es imposible probar las aventuras de Noctis por nosotros mismos, sino además por el hecho de que todo lo que nos han ido mostrando hasta la fecha hace prever un juego que al menos está siendo fabricado con mimo y cuidado. La propia Square Enix es consciente de lo que se juega con Final Fantasy XV.

ffxv-tokyogameshow4

¿Luna vs. Stella? El papel del personaje femenino principal en Final Fantasy XV

Muchos ríos de tinta han corrido sobre el futuro papel de las féminas que poblarán por el mundo de Final Fantasy XV, desde que se anunció su salida allá por el año 2006. Si bien algunas personas tienden a olvidarlo, fue Nomura quien ya avisó que la historia se centraría en las relaciones, especialmente en las habidas entre el cuarteto protagonista (todo hombres jóvenes). En cuanto a posible heroína, anunció al personaje de Stella NoxFleuret, una princesa del reino de Tenebrae, que al parecer sería amiga de Noctis de la infancia, durante la cual ambos sufrieron un incidente que les hizo “ver la luz” y tener poderes (dados por la diosa Etro). Stella se presentó en un tráiler y en un vídeo conceptual. En el tráiler, aparecía enfrentándose a Noctis con una especie de florete, y poco más. En el vídeo, aparecía una conversación entre ella y Noctis en medio de una fiesta. Y poco más. Según Nomura en una entrevista, Stella sería un personaje consciente de su posición social, pero que por ello habla de forma directa y sin preocuparse mucho por ocultar lo que piensa. Al parecer, sería una especie de “enemiga contra su voluntad” de Noctis y compañía.

Pasaron años y se cambió el equipo directivo. En los tráilers ya no había rastro de Stella, sino de una chica (de diseño muy similar al de Stella; aunque con algunos cambios) a la que se referían como Luna. No fue hasta un tiempo después cuando el nuevo director, Tabata, confirmaría lo que muchos temían: Stella había sido reemplazada por el personaje de Luna. ¿Motivo? Tabata aclaró en una entrevista que en el guión original Stella estaba proyectada como un personaje incompleto, de cara a posibles secuelas y spin offs. Al cambiar el concepto del juego a que fuese uno solo, Stella pasó a ser Luna, un personaje “más fuerte y decidido” que su predecesora. Aparte de los (pocos) cambios en el diseño y el nombre (LunafreyaNoxFleuret), poco más se nos ha mostrado de Luna. Al parecer, sigue siendo amiga (o conocida) de la infancia de Noctis, además de su (oh, sorpresa) prometida (por motivos más bien políticos, ya que el matrimonio formaría parte del –falso- tratado de paz entre Niflheim y Lucis).

ffxv9

Pero si nos fijamos bien, hay más cosas que pueden deducirse de Luna. Para empezar, en el tráiler del E3 del 2014, aparecer solamente sentada en una silla, pero se pueden apreciar unas lucecitas revoleando a su alrededor (¿poderes? ¿almas?). Tras completar la demo de Episodio Duscae, puede verse un arte conceptual donde aparece Luna (muy similar a como iba vestida Stella en el vídeo donde aparecían ella y Noctis hablando en la fiesta), herida y huyendo de lo que parece ser el ataque de Niflheim a Lucis, mientras la narración nos dice que se la ha dado por muerta. En el último tráiler presentado en la Gamescom 2015, aparece Luna de niña, siendo atacada por alguien cuyo rostro no se ve (¿su padre?). Resulta curioso este contraste con el Noctis niño en el mismo tráiler, siendo abrazado y cobijado por su progenitor. ¿Va a servir Luna como contraparte de Noctis? Mientras éste último siempre aparece rodeado de gente, como sus amigos o su padre, Luna siempre ha aparecido hasta ahora sola o siendo atacada. En palabras de Tabata, Luna va a ser un personaje más fuerte que Noctis, quien, dice, “quizás necesite ser protegido”. Si bien las relaciones de amor romántico no van a formar parte del argumento central del videojuego, ¿quién nos dice que la relación de Luna y Noctis no va a seguir siendo de cierta enemistad (como la de Stella y Noctis)? Al fin y al cabo, ambos se encuentran en bandos contrarios en la guerra. Y un dato curioso: el Leviatán que puede verse en el tráiler del E3 2013 luchando contra Noctis seguirá estando en el videojuego, y Tabata aclaró que sería invocado por una mujer. ¿Qué mujer? No quiso decirlo. Otro dato más: Leviatán aparece en la ciudad de Altissia, y a Altissia es a donde se dirige el grupo de amigos de Noctis pare encontrarse con Luna.

En mi (modesta) opinión, el papel de “enemigo” que iba a desempeñar Stella quizás siga desempeñándolo Luna; aunque con una agenda más individual y propia que la de la primera. Por ejemplo, dudo que Luna vaya a ayudar a Niflheim ciegamente cuando éstos la han utilizado para sus propios propósitos, e incluso la han dado por muerta. Yo también estaría cabreada si el lugar para el que trabajo me manda a un sitio al que piensan atacar estando yo allí, sin importarles esto para nada (incluso si yo muero en el proceso). Así pues, es posible que, si bien Luna y Noctis están oficialmente en bandos enfrentados, que ella vaya algo de por libre y buscando sus propios objetivos (especialmente y si además sigue teniendo poderes, como así parece).

¿No será una estrategia de marketing la de mostrar a Luna (en principio) como una aparente damisela en apuros, en contrapunto a la Stella que enfrentaba a Noctis? Al fin y al cabo, tenemos muy pocos datos de ella como para poder dar nada por cierto.

La verdad, sólo el tiempo la dirá. ¿Tú con qué visión te quedas: Luna o Stella?

Stella-Luna